El sueño de los peces

Los peces, como los que estamos acostumbrados a ver en los acuarios, nunca cierran los ojos y eso nos puede hacer pensar que no duermen. Sin embargo, esto se debe solamente a una característica anatómica, ya que no poseen párpados.

Todos los animales, desde los organismos unicelulares hasta los más evolucionados como los humanos, necesitan dormir. Este es el momento de descanso neuronal en el que se cargan las energías para poder continuar con el día a día. Por lo tanto, los peces no son menos y también duermen, pero de una manera muy diferente a los humanos.

En la mayoría de los peces, su descanso consiste en dejar de nadar y reducir su actividad física y metabólica, quedándose en algún rincón, entre las rocas o en zonas más resguardadas dormitando.

Otros se hunden y permanecen en el fondo del mar. Se trata más de un estado de reposo, que de un sueño profundo como el de los humanos. Pero tiene el mismo resultado.

El sueño de los peces

A diferencia de los hombres, el sueño de los peces no registra la fase REM. Reducen su estado de conciencia, pero nunca llegan a estar inconscientes. De esta forma, siempre están alerta para escapar de sus depredadores.

Además, cada especie de animal acuático ha desarrollado diferentes métodos de descanso. El pez loro, por ejemplo, se cubre con un capullo transparente creado por él mismo con una mucosa que segrega su cabeza, y que se cree que les sirve para protegerse de sus depredadores al ocultar su olor.

Por otro lado, algunos prefieren dormir de noche y en la oscuridad y otros lo hacen de día.

Sueño de los peces

¿Cómo duermen los mamíferos marinos?

Lo cierto es que hay algunos animales acuáticos que nunca dejan de nadar. Pero esto no quiere decir que no descansen.

Por ejemplo, algunas especies de mamíferos acuáticos como las ballenas y los delfines son capaces de dormir y nadar al mismo tiempo. Pueden hacerlo descansando una mitad del cerebro, lo que les permite seguir controlando su actividad respiratoria, ya que, de lo contrario, podrían morir.

Al ser mamíferos acuáticos necesitan salir a la superficie para tomar el oxígeno. De esta manera, el hemisferio del cerebro que sigue funcionando se mantiene consciente para conducirlos a la superficie.

Cómo duermen las ballenas

Igualmente, algunas especies de tiburones nunca dejan de nadar. Su mecanismo de respiración consiste en dejar la boca abierta mientras avanzan por el océano. De esta forma, el agua cargada de oxígeno pasa por sus branquias y así puede llegar a la sangre. Por esta razón, si dejaran de moverse se morirían.

Como puede ver, los peces y otros mamíferos acuáticos son muy diferentes a los humanos. En el aquarium contamos con especies marinas muy interesantes como morenas, estrellas de mar, tiburones y muchos otros animales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X